Agentes de la Policía Nacional desalojaron de una habitación de un hotel en Puerto de la Cruz (Tenerife) a un grupo de jóvenes, entre ellos varios menores, que celebraban una fiesta ilegal sin cumplir con la normativa COVID-19. En la intervención se identificó a diez personas, varias menores de edad, que fueron propuestas para sanción por no respetar las medidas higiénico-sanitarias en vigor.

Seguidamente los actuantes fueron requeridos, ya que en la parte trasera del hotel había una persona en el suelo, ésta se encontraba consciente aunque tenía dificultad para moverse. Finalmente comprueban que es un menor, fugado de un centro de internamiento, que había intentado huir de la actuación policial por la ventana. Fue trasladado a un centro sanitario, donde posteriormente fue dado de alta al no apreciar lesiones graves.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.