La legislatura estatal ha arrancado bajo un clima de máxima confrontación política entre bloques ideológicos y combate entre territorios. El conflicto catalán envenena las relaciones entre PSOE y PP, que cada día están más distantes y se van a los extremos de Podemos y Vox. La ley de eutanasia es el nuevo frente de combate político; en este caso, Ciudadanos se desmarca del bloque de derecha y apoya al PSOE.

El Gobierno de coalición PSOE-Podemos aboga por incluir en el Código Penal el delito de exaltación de la dictadura.

La portavoz socialista en el Congreso, Adriana Lastra, afirma que “en una democracia no se homenajea a los tiranos”. La mayoría de izquierda quiere tipificar la conducta específica de apología franquista, más allá del delito de odio.

El PP replica que penalizar el apoyo a las dictaduras debería incluir otros casos, como el del actual régimen venezolano.Los socialistas dicen no comprender el rechazo del PP a la medida y afirman que los populares son prisioneros de Vox. El líder de Más País, Íñigo Errejón, se desmarca de la propuesta y afirma no ser partidario de los “delitos de opinión”.

Nira Fierro: “En la mayoría de los países de Europa no se homenajea a los dictadores”. La vicesecretaria de Acción Política del PSOE en Canarias cree que es una cuestión de democracia moderna y que tarde o temprano esta propuesta iba a llegar a España.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.