Los partidos de izquierda cuestionan los proyectos deportivos y urbanísticos del tenista balear en su municipio natal, Manacor. El tenista, el mejor deportista español de la historia, ha recibido ofertas de todo el mundo para acoger la sede de su academia. El proyecto de Nadal salió adelante pese al rechazo del grupo de gobierno en Manacor, la coalición de izquierda Més per Mallorca. La academia deportiva internacional de Nadal, construida en suelo rústico, fue aprobada en el Parlamento balear por PSOE y PP. Podemos en Baleares ha criticado la autorización al proyecto del tenista por considerarlo un caso de “urbanismo a la carta”. El tenista se ha posicionado en cuestiones políticas, como cuando expresó su rechazo a la moción de censura contra Rajoy.

El alcalde de Manacor, Miquel Oliver, cree que el planteamiento del anterior grupo de gobierno fue un «urbanismo a la carta» para facilitar los trámites administrativos para agilizar los proyectos y las propuestas del tenista

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.