Saro, de 62 años, denuncia públicamente el supuesto acoso que está recibiendo por parte de una vecina que vive enfrente de su domicilio. Según nos cuenta, ha recibido gritos en reiteradas ocasiones, le han tirado huevos y han llegado incluso a romperle el cristal de su cocina.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.