Nos desplazamos a la calle Canalejas, en Vecindario, donde el pasado sábado le fracturaron el brazo a un hombre de sesenta años, con el fin de robarle el móvil.

Por desgracia, no se trata del único altercado de este tipo registrado en la zona. ¿Es este un lugar seguro para los ciudadanos? ¿Hace falta más control policial?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.