Pedro, vecino de Tazacorte, reclama su vado

Pedro Rodríguez vive en Tazacorte (La Palma), tiene 91 años y desde 2010 está en silla de ruedas. Le amputaron una pierna por un cáncer de sarcoma.

Su vida cambió desde que el pasado mes de mayo modificaron la calle donde reside y le quitaron el vado de discapacitado para poner una zona de carga y descarga. Se queja de que ahora la salida de su casa no está apropiada para una persona en su situación y que tiene que recorrer unos 500 metros para coger la ambulancia.

Sin embargo, desde el Ayuntamiento de Tazacorte, el alcalde Juan Miguel Rodríguez indica que las obras todavía están por terminar pero que cuando lo hagan la calle quedará al mismo nivel y estará adaptada a todo tipo de peatones.

Además apunta que la vía cumple con la normativa ya que Pedro tiene una acera de más de 2 metros de ancha para circular al salir de su vivienda.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.