Estado actual del centro de salud de Güimar

Bolsas de basura apiladas, papeleras rebosadas y hasta pulgas. Es la imagen que se están encontrando los usuarios en casi un centenar de centros de salud de Canarias por la huelga indefenida de limpieza que mantienen los 300 trabajadores de la empresa Ralons Servicios S.L., adjudicataria del servicio. A esta hora hay dos centros de salud cerrados al público: el de Tegueste y el de Güímar, y no se descarta que también los Centros de Arafo y Guigou, en Santa Cruz de Tenerife, se precinten ante la acumulación de basura y la aparición de pulgas. La Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias decretaba en las últimas horas la emergencia sanitaria para llevar a cabo las labores de limpieza necesarias ante el incumplimiento de los servicios mínimos. También se plantea la rescisión del contrato con la empresa adjudicataria y iniciar un concurso de emergencia para que otra empresa pueda optar a la concesión del servicio.

La plantilla de Ralons lleva sufriendo retrasos en el pago de las nóminas desde 2017, aunque la situación ha empeorado desde el mes de abril. Este viernes se realizarán las labores de limpieza por parte de una empresa asignada por la Consejería, aunque ya desde anoche se están retirando bolsas de basura de los centros que presentan peor estado. Trabajadores del Servicio Canario de Salud afirman a Conexión BTC que el caos en los centros es de tal magnitud que no se da abasto para avisar a los pacientes.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.